• Posted

El PSOE afirma que el pase a la fase 3 es mérito de la sanidad y los ciudadanos, aunque sigue reclamando cautela

La Junta de Extremadura ha comunicado hoy a los grupos parlamentarios de la Asamblea que va a solicitar al Gobierno de España que la región transite a la fase 3 de la desescalada a partir del próximo lunes. El anuncio se ha realizado durante la reunión de la comisión de estudio sobre la pandemia Covid-19 en el ámbito de la comunidad autónoma de Extremadura y a la que han asistido, entre otros, el presidente regional Guillermo Fernández Vara y representantes de los grupos parlamentarios.

Por parte del Grupo Socialista, al término de la reunión, la portavoz Lara Garlito ha destacado que con la solicitud de tránsito a la fase 3, “Extremadura avanza hacia la nueva normalidad” y ha reconocido que “si hoy podemos pedir el cambio de fase es, sobre todo, gracias a los grandes profesionales de nuestra sanidad pública y al comportamiento ejemplar y responsable de los ciudadanos que han sabido atender las recomendaciones y eso ha ayudado a frenar el virus”.

En ese reconocimiento de la sanidad pública, Garlito ha elogiado la apuesta de la Junta de Extremadura por reforzar y fortalecer este servicio durante la epidemia. Según ha apuntado, la sanidad se ha reforzado con 44 nuevos médicos en la provincia de Badajoz y 72 facultativos en la de Cáceres. Ese refuerzo provoca que la atención sanitaria esté ahora con cifras de 3.22 médicos por cada 1.000 habitantes en la provincia pacense y 3.55 facultativos en la de Cáceres. En enfermería, se ha reforzado la sanidad con 329 profesionales en la provincia de Badajoz y con 311 enfermeros nuevos en la de Cáceres. La portavoz socialista ha destacado, además, que la Junta de Extremadura se ha reforzado y preparado para futuras eventualidades de la enfermedad.

En ese sentido, la portavoz socialista ha afirmado que “estamos en la dirección adecuada y lo estamos haciendo estando preparados desde el punto de vista sanitario, además, con especial énfasis en evitar que nadie se quede atrás, en ayudar a los más vulnerables y a que no haya ganadores ni perdedores en esta crisis, fruto de ello es la reciente puesta en marcha del ingreso mínimo vital”.

Con respecto a la fase 3, Lara Garlito ha valorado las medidas de alivio y, entre ellas, la posibilidad de que las personas puedan desplazarse entre las dos provincias. Este hecho, según ha explicado, “tendrá repercusiones positivas desde el punto de vista económico y social de cara al proceso de reconstrucción tras la crisis, mucho más aún en una región tan cohesionada como la nuestra”.

Por último, la portavoz ha reclamado “cautela a la población para que podamos seguir avanzando, para que podamos salir del estado de alarma y para ello necesitamos seguir siendo, como hasta ahora, responsables con las recomendaciones”.